Foto del Día

El aumento de la tasa de interés de 4.25 a 4.75 por ciento acordado por la Junta de Gobierno del Banco de México para fortalecer el marco macroeconómico perjudicará a los deudores que manejen tasas variables o para quienes tenían pensado contratar una nueva deuda. También las tarjetas bancarias y departamentales así como los créditos corporativos y el financiamiento a Estados se encarecerán de inmediato.

Paellas