Humor

  

 

UN POCO DE HUMOR: Un borracho camina con su compadre y le dice: Oye compadre aquí en la esquina hay una señora que me confunde con Dios. El otro dice: No mienta compadre como cree. Si quiere se lo compruebo. Caminan y llegan a la casa de la señora. El borrachín toca la puerta, sale la señora y dice: ¡Dios mío usted otra vez!...

 

UN TESTIGO de Jehová gringo se sienta junto a un regio en un vuelo internacional. El mexicano pide una cerveza y un tequila. La azafata le pregunta al religioso si quiere beber algo: Prefiero ser raptado y violado salvajemente por una docena de prostitutas de Babilonia antes que una gota de alcohol toque mis labios. El mexicano devuelve la chela y dice: ¡A mí deme lo mismo! No sabía que se podía elegir esa madre…

Buscador:

Paellas