El lector

 

Autor: José Rivero

 

Comentario:

 

Más sabe El Tuca por viejo... Los analistas comentan y alaban a la organización y conjunción de equipo desde directiva, cuerpo técnico con dos amigos de cuarenta años como son Ferreti-Mejía Barón, talento y espíritu inquebrantable. Después de ese inobjetable triunfo se consolida Tigres como el equipo de la década y la ciudad de Monterrey como capital del futbol mexicano. La figura de Tuca merece una estatua en la macroplaza. 2/ La voz de la razón: las rayas no tienen a Mejía Barón. La voz de la experiencia: lo que pretendió ser un movimiento magistral de poner a Basanta de lateral bien pudo haber costado el campeonato. La voz del inconsciente: cualquiera pudo haber ganado. La ciudad ya había asegurado el triunfo, solo faltaba ver que se impusiera la paz popular. Los tigres tienen un excelente olfato y se excitan sobremanera al olor de la sangre. Salud tigres. uno@gruporivero.com

 

 

Autor: Ernesto Piñeyro-Piñeyro

 

Comentario:

 

"Con Ojos de Niño". El Duro Corazón de los Políticos.- (1 de 2). La primera pregunta que se me ocurre, es, si acaso tienen corazón. Si la respuesta es afirmativa, trataré de analizar la conducta que este órgano genera en el ente anfitrión. Al observar el comportamiento de nuestra clase polaca, me da la impresión que está formada por una banda, horda, caterva o cáfila sanguinaria. Que por medio de los obscuros designios y torcidos caminos de la selección natural Darwiniana, se han enquistado en un nivel específico de la sociedad. Desde él, medran, roban, asaltan, corrompen, perviven, y reproducen. Son como los leucocitos, pero al revés, destruyen todos los tejidos buenos de la sociedad, en lugar de protegerlos. Como las amibas, son organismos aparentemente muy simples, pero tienen una gran vacuola digestiva, que devora insaciablemente recursos ajenos, erarios, derechos, presupuestos, y leyes. Además de una vacuola motriz, que les permite inclinarse ante sus superiores, y desplazarse rápidamente a las "áreas de oportunidad". Sus miembros son antropófagos, se destruyen entre sí, espontáneamente, casi siempre atacan a los de abajo. Con los de arriba solo lo hacen bajo consigna y cuando se da la ocasión y coyuntura de no ser talionados. Como el SIDA, son oportunistas. La mayor parte de sus conductas son automáticas, reflejas, auto defensivas y de contra ataque, como las hormigas, abejas, alacranes y reptiles de todo tipo. Por eso, no desarrollan apego emocional y afectivo, con nadie, ni siquiera para con su familia. Si se da alguna vez, es meramente circunstancial, y de duración limitada, mientras subsistan las condiciones que lo generaron, y les beneficien. Sus dichos favoritos son, "Si te vi, no me acuerdo", y "Cambiaron las circunstancias", por eso no te cumplí. Miente con una sonrisa en su torva expresión facial, que asustaría a Drácula, Frankenstein y la Momia. (Continuará). Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Autor: Enrique Carrillo

 

Comentario:

 

Amigos de Monitor Político, esta semana conocí a una persona que comentó con un funcionario a nivel municipal que arreglaran lo que pedía y que se acuerde que viene el voto, refiriéndose al 2018, otra persona del mismo municipio me comenta que ya está cansada de votar por esos corruptos y le dije ya no vote por ellos, vote por los que ella desee, porque si vota por ellos será el mismo resultado que dice, y se enojó porque todos están iguales y reflexionó entonces, ¿quién tiene la culpa el votante o el candidato corrupto? esto es de ciencia ficción, la recomendación es  vote por quien guste; algún día muy lejano tal vez funcione al 100 por ciento el popular sistema anticorrupción; gracias por el espacio. Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

 

Autor: Ricardo Garrés Valdez

 

 

Comentario:

 

“¿El perdón de los pecados a la Hidra?” Muchas críticas ha recibido mi medio héroe, AMLO, por su promesa de una amnistía para los “regadores de sangre” en las bandas de narcotráfico. En un principio pensé que era una buena propuesta, ya que las otras, como el dicho de  Churchill “La democracia es una forma terrible de gobierno excepto las otras que ya se han probado”… lo mismo con la amnistía, pues claramente las fuerzas armadas, la policía, servicios secretos, y todo eso simplemente han servido para dos cosas, como las fuerzas armadas: “Para nada y para nada”; la violencia crece de manera inaudita. Lo comparé con la FARC y el proceso de paz en Colombia, pero México NO es Colombia y las bandas de narcotraficantes no se aglutinan en una sola, como la FARC. El sábado vi en Texas un reportaje de las guerras de las bandas en Tijuana, dejando cientos de muertos por semana y produciendo miles de desplazados, que abandonaron Tijuana ante el miedo a la violencia, la conclusión: “simplemente se odian entre sí.” Se calcula que el mercado de los adictos estadounidenses es de más de 100,000 millones de dólares al año. Mientras exista ese enorme mercado para las drogas, no estaremos sufriendo una banda, sino lo que hemos sufrido: Una HIDRA; la cual, tan pronto le cortan una cabeza le salen dos; y así hasta el infinito por lo que vemos. ¿Cómo haces un trato con docenas de cabezas, las cuales, dejando su negocio, otras cabezas salen a reemplazarlas? No hay amnistía que pueda solucionar tal problema; como tampoco la violencia. En esta época de elecciones cercanas, todos hablan de una solución u otra; otros, como Meade, ni siquiera mencionan el narcotráfico. Los inútiles  senadores tratan de una “Ley de Seguridad Interior” enviada por Peña; la cual, claramente es la respuesta “Duterte” a los problemas de crímenes y sangre del país; a lo mucho, como en Filipinas, el presidente toma el ejército y asesina a traficantes y adictos, y claro, a la población: se vive un estado de sitio permanente en la cual los ciudadanos son oprimidos y asesinados continuamente. He leído muchos comentarios simplistas que dicen “maten a los narcos y ya, donde los encuentren” tipo el “Mátalos en Caliente” de Porfirio Díaz: Una dictadura legal y sangrienta. Claramente esa no es la solución, y menos la burrada esa de “Un México generoso y otras trácalas” del PAN: Nunca lo fue con Fox y Calderón. drgarres@yahoo.com

 

 

Autor: Ariel Zapata

 

Comentario:

 

Podrán decir que así era como se esperaba que iba a ser el juego, o cualquier otra cosa adjetivizada del mismo, pero nadie esperaba que iría a ser un juego de campeonato. No fue jamás un clásico como nos lo han acostumbrado. Fue un verdadero juego de líderes campeones y por supuesto excepcionaron la regla si me lo permiten. Jugar casi limpio con marcación cerrada por ambos conjuntos donde no se permitieron entrar francos al área y sin oportunidad clara de tirar a Gol, por tanto las anotaciones fueron meramente circunstanciales. No lo fueron con la certidumbre con la que anota el Monterrey cotidianamente de una manera decisiva frente al marco, ni tampoco lo fue con el ingenio de los delanteros Tigres. Resultó ser un juego inteligente donde ambos conjuntos no cedieron francas libertades y que en todo momento entusiasmaron al respetable. Se jugó intenso y nos llenaron de emoción. Los dos equipos merecen ser Campeones para bien del futbol mexicano. Empresarios futboleros saquen conclusiones y desplieguen plataformas para seguir creciendo y aprovechen la oportunidad de nivelar nuestro futbol competitivamente con el internacional. Fue un verdadero gusto. Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. 

 

 

Autor: Ernesto Piñeyro-Piñeyro

 

Comentario:

Comentario:

"Con Ojos  de Niño". Monterrey, ¡Ciudad Arrasada! Cada vez que me invitan a dar la vuelta en carro ajeno, no tener que manejar, me permite contemplar una ciudad cada vez más "Chimuela". Lo digo así, por los huecos que van dejando las casas derruidas, y los profundos socavones que las reemplazan, en la otrora brillante sonrisa urbana. Como si fueran alvéolos de una dentadura mal cuidada, o de viejo. De un mes para otro, aparecen agujas de 15 o 20 pisos, que parecen caerse sobre uno, por el vértigo que generan a quienes las vemos desde abajito. Me he topado con "plazas comerciales", que no son otra cosa que locales apretujados, en los que sus dueños lograron convencer a ingenuos de iniciar negocios que en poco tiempo fracasan. Estoy convencido, que a muchas personas les ha de parecer reiterativa, mi obsesión con la transformación que nuestra ciudad está sufriendo a manos de los desarrolladores. Pero no se dan cuenta que están cambiando la vocación de una ciudad, que era primordialmente industrial y comercial, por una de amontonamientos urbanísticos, sin ton, ni son. Sería bueno que se informaran de la suerte que sufrieron algunas metrópolis gringas, como Detroit, que han caído en un abandono, hasta ahora irreversible. Adenda destructiva: En artículos anteriores mencioné el peligro que representaban los profundos pozos, hoyos, excavaciones o socavones, que se distribuían por toda la ciudad, para erigir edificios altísimos. Hace varios años, la casa de "Cepillín", un payasito sufrió daños incorregibles, por haberse excavado uno, al lado de ella. Inició una batalla legal, que ignoro en que terminaría. Ahora estamos lamentando la muerte de varias personas, por caer en ellos con todo y carros, o derrumbes de casas completas, con sus moradores dentro. No hizo falta la Mano de la Naturaleza con un temblor de tierra, como los de la ciudad de México, y el centro del país, para experimentar tan brutales eventos destructivos. Aquí fue la mano irresponsable de los constructores, y las autoridades, la que causó los desastres y los decesos. Se ve que a los políticos, que dicen que nos representan, les importamos un pepino. ¡No votemos por su reelección! Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Buscador:

Paellas